Qué hacer ante un posible BLEVE

bleve

Dentro de las emergencias a las que concurre Bomberos a lo largo de nuestro país, se encuentran las emergencias con Hidrocarburos contenidos en algún tipo de estanque.  Éstos se transportan normalmente como líquido, gaseoso, disueltos, licuados o criogénicos y muchos de ellos viajan bajo presión.

Los hidrocarburos que viajan en estanques cerrados y son líquidos o gases licuados presentan el riesgo de generar un fenómeno termodinámico de liberación violenta de energía llamado BLEVE.

BLEVE (Boiling Liquid Expanding Vapour Explosion) es la sigla en inglés de explosión de vapores en expansión de líquidos en ebullición y se presenta por la falla del recipiente que contiene el producto, el que se rompe en dos o más partes. Un BLEVE es una explosión altamente destructiva y con consecuencias muy importantes.

Para poder establecer el procedimiento a seguir, lo primero que debemos hacer es identificar si existe riesgo de BLEVE o no y en qué fase nos encontramos.

Para poder determinar el riesgo, se establecen 5 fases en las que se desarrolla una BLEVE.

  • Fase 1: La primera fase de BLEVE es cuando existe fuego directo en contacto con un recipiente metálico cerrado que contiene un líquido o un gas con fase líquida presente.
  • Fase 2: La segunda fase es al momento de activarse la válvula de alivio de presión presente en el estaque, la que permitirá liberar el contenido desde el interior. Hay que tener en cuenta que no todos los estanques pueden tener esta válvula y que en caso de tenerla, esta podría no funcionar.
  • Fase 3: Se reconoce por el cambio de coloración en el manto del estanque, normalmente en el lugar donde está en contacto directo con la llama.  También podría observarse la deformación de parte del manto.
  • Fase 4: Se genera la fisura que viaja por el manto y permite fugar el vapor de manera violenta, gasificándose también la fase líquida de manera acelerada.
  • Fase 5: Inflamación de la fase de vapor en expansión, con el consecuente calentamiento del aire y la explosión.

Una vez que podamos identificar la fase en la que se desarrolla la emergencia vamos a desarrollar nuestro plan de acción.

La explosión puede proyectar esquirlas hasta unos 800 metros de distancia. Las muertes por esquirlas se han registrado hasta los 244 metros y las quemaduras fatales se registran hasta los 76 metros.

¿Cómo enfrentamos un posible BLEVE?

 1.- Como en cualquier emergencia a las que concurre Bomberos, el primer paso es el aseguramiento de la escena y la rápida evaluación de lo que ocurre.

2.- Luego defina una ubicación segura para la máquina concurrente, a lo menos a unos 250 metros y con fuente de agua segura.

3.- En la evaluación se debe determinar en qué etapa se encuentra el BLEVE para poder definir las operaciones siguientes.  Es importante recordar que en la fase N°2 puede no verse la válvula de alivio activada por la inexistencia o falla de esta.

4.- Evacúe a toda la población que se encuentre a menos de 250 metros.

5.- Siempre establezca a lo menos una línea agua de alto desalojo con pitón monitor portátil cuando se trate de estanques estacionarios, camiones estanque o carrotanques de ferrocarril. EL pitón monitor deberá ubicarse a la mayor distancia posible que permita el correcto enfriamiento, lo que puede ser a unos 50 o 60 metros. En el caso de estanques portátiles puede armar líneas de menor desalojo.

6.- Lo primordial del ataque es enfriar el estanque para que no continúe aumentando la presión al interior, como también para evitar o retrasar la falla del manto.

7.- Solo si la emergencia se encuentra en fase N°1 es posible considerar acercarse, siempre y cuando sea posible controlar el fuego por segregación al cortar una válvula que lo permita.

8.- Considere que si la válvula de alivio se encuentra activada, el BLEVE es inminente, por lo que no es posible acercarse y solo se deberá evacuar rápidamente la población y enfriar para retrasar la explosión.

Siguiendo estos pasos podrá lograr que la explosión no se genere si es que aún se encuentra en la fase N°1 o retrasarla si es que se encuentra en Fase N°2 o N°3.

Si se genera un BLEVE, hay que evaluar la posibilidad de que se generan más, si existen más estanques cercanos.

¿Con qué material debemos contar para realizar un ataque?

-        A lo menos 250 metros de mangueras de 75mm

-        1 pitón monitor portátil

-        Fuente de agua segura.

 No olvide considerar que puede alimentar el pitón monitor con una armada doble para aumentar el caudal desalojado.

Cuando existe riesgo de BLEVE o este es inminente, Bomberos debe agotar sus esfuerzos para evacuar la población y tratar, dentro de lo posible, retrasar la generación de la explosión para tener más tiempo y que esta sea menos devastadora.

Cualquier intento de control de la llama por segregación puede ser infructuoso y generar pérdidas de vida innecesarias.

La capacitación constante y ejercicios de armado de líneas de alto desalojo son necesarios para poder realizar en la emergencia el trabajo de manera rápida, eficiente y segura.

Alonso Ségeur Lara

Publicado en Revista Bomberos de Chile N°44, 2013. 

Video:

Comentarios (0)

Deja un Comentario